Fútbol Internacional

Wanderers perdió ante Independiente Santa Fe en Valparaíso y complica sus opciones

Santiago Wanderers nuevamente no pudo en casa, tras perder este martes por 1-2 ante Independiente Santa Fe de Colombia, y dejó cuesta arriba la llave por la tercera ronda de Copa Libertadores 2018, tras el duelo de ida.

Ante 9.793 espectadores que asistieron al Estadio Elías Figueroa de Valparaíso, nuevamente el ‘Decano’ jugó un buen partido en ofensiva y se generó chances para abrir el marcador.

En efecto, al minuto 15 el portero Castellanos evitó el tanto de Marco Medel en doble intervención y luego a los 22′ rozó con sus dedos un tiro libre del héroe ante Melgar. El balón dio en el travesaño y se fue afuera.

Goles que se pierden en un arco se reciben en el otro y fue así que el ex Everton Wilson Morelo aprovechó un buen pase atrás de Plata y definió bien ante Mauricio Viana, a los 30′.

En esos minutos el ‘Decano’ quedó en ‘shock’ y eso lo aprovechó la visita, que aumentó con violento tiro penal de Morelo (37′). En la jugada previa se reclamó un offside, pero el árbitro venezolano José Argote no se dio por enterado.

Wanderers tuvo el descuento de la esperanza, pero el portero Castellanos estuvo notable para achicar y tapar en un mano a mano ante Enzo Gutiérrez (37′). Además, hubo un cabezazo de Rafael Viotti que atrapó el meta.

En el complemento entró Kevin Valenzuela y, además, el equipo de Nicolás Córdova siguió creándose ocasiones sin fortuna. Fue así que a los 51′ Viotti cabeceó, pero nuevamente Castellanos respondió.

Santa Fe aspiraba al contragolpe y casi Morelos anota su tercero personal, pero el capitán Ezequiel Luna salvó cerca de la línea (71′). El ingreso del venezolano Reiner Castro y de Mauricio ‘Hormona’ Gómez inclinó la cancha, pero no generó necesariamente más ocasiones.

Cuando escaseaban las ideas vino un gol que podría ser el de la esperanza: Bernardo Cerezo aprovechó un mal rechazo en un córner para anotar de mediavuelta (87′).

En los últimos minutos se vivió mucha tensión porque se cortó la luz por varios minutos y el DT Córdova pedía que no se terminara el partido. Finalmente el juez dio 1 minuto más de los cuatro que había dado (cuando se cortaron parte de las luminarias) y el ‘Decano’ no pudo.

De todas formas, Santiago Wanderers tiene la esperanza de la revancha del próximo martes en El Campin de Bogotá, más pensando que seguramente no jugará su duelo ante Melipilla por el ‘Caso Vallenar’.

Por último, el equipo de Nicolás Córdova sigue sin ganar de local: no lo hace desde septiembre del año pasado, cuando venció a O’Higgins por Copa Chile. Algo preocupante no sólo para la Libertadores, sino para la Primera B.

Send this to friend